Viernes 16.11.2018 | 21:37 hs (Sta Fe)


31-10-2018 / Informe

Presión fiscal: Santa Fe tiene hoy mejores condiciones que Córdoba y Buenos Aires

Mientras Córdoba y Buenos Aires recaudan $10 y $8,9 respectivamente por cada $100, Santa Fe recauda tan sólo $5,6 por la misma cantidad. El informe elaborado por un observatorio cordobés.


Ignacio Negri
redaccion@miradorprovincial.com

Un informe elaborado por el Observatorio de Finanzas Públicas del Cippes (Centro de Investigaciones Participativas en Políticas Económicas y Sociales), arroja datos que, desde lo impositivo, posicionan mejor a la provincia de Santa Fe en comparación con Córdoba y Buenos Aires.

El trabajo presenta un análisis comparativo de la presión fiscal en estas provincias con un dato adicional: Santa Fe y Córdoba poseen una economía y población de tamaño similar, lo cual hace aún más interesante su comparación.

Para aquellos que no están del todo sumergidos en el terreno fiscal, vale la pena aclarar que la presión fiscal hace referencia al peso que representa para el sector privado (empresas, pymes, profesionales, instituciones, etc.) el financiamiento del Estado a través del pago de impuestos.

Desde la consultora cordobesa aclaran que este “peso” puede resumirse en dos impactos: mayor costo de producción para empresas, y para las familias una mayor porción de sus ingresos destinado al pago de impuestos. El mayor costo de producción para las empresas, se traduce en menores márgenes de rentabilidad o mayores precios de los bienes o servicios que produzcan, afectando la competitividad de las mismas. Para los habitantes en general, se traduce directamente en la pérdida de su poder adquisitivo, tanto por los mayores desembolsos para pago directo de impuestos como por enfrentar mayores precios de los productos y servicios que consume.

“Para nosotros la presión fiscal es un tema muy importante porque se ejerce, no sólo sobre el empresariado, sino también sobre las familias, alcanza a todos. Lo primero que detectamos es que la provincia de Córdoba empezaba a estimular su presión fiscal de una manera constante y en menos de 10 años la duplicó”, informó a Mirador Provincial, Alfredo Curutchet, director del Cippes.

La situación en las tres provincias
Según el último dato disponible, del año 2017, la presión fiscal de la Provincia de Santa Fe fue 5,6% del PBG, mientras en la Provincia de Buenos Aires alcanzó el 8,9% del PBG y en la Provincia de Córdoba fue 10%.

De acuerdo con este indicador, la presión fiscal de Santa Fe es 43% más baja que la de Córdoba y 36% más baja que la de Buenos Aires. Es decir, mientras las provincias de Córdoba y Buenos Aires recaudan $10 y $8,9 respectivamente por cada $100 que se producen dentro de sus respectivas economías, la Provincia de Santa Fe recauda tan sólo $5,6 por cada $100 que se producen en la provincia.

De acuerdo al segundo indicador utilizado, la recaudación real per cápita, Santa Fe aparece nuevamente como la provincia con menor presión fiscal: recaudó durante 2017 $12.475 por habitante, un 15% menos que Córdoba (donde se recaudó $14.742 per cápita) y similar a Buenos Aires (donde se recaudó $13.209, un 6% más).

Haciendo hincapié sobre la vecina provincia de Córdoba, puntualiza Curutchet: “Más allá de estos datos, hay que tener en cuenta que Córdoba es una de las provincias más endeudadas que hay, el único distrito que se ha endeudado como Córdoba es la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. A esto hay que agregarle que los productos en Córdoba son más caros al igual que el costo de vida”.

La evolución
En 2005 la presión fiscal de Santa Fe fue 4% del PBG, y se mantuvo en valores similares hasta el año 2011, cuando fue del 4,2%. A partir de entonces la presión fiscal se incrementó hasta alcanzar el 5,6% del PBG en 2017.

Es decir, en la última década la presión fiscal en la Provincia de Santa Fe se incrementó un 40% (1,6 puntos porcentuales, del 4% al 5,6% del PBG). En igual período en la Provincia de Córdoba, la presión fiscal se elevó desde el 4,3% del PBG en 2005 al 10% en 2017, un incremento del 131%, lo cual implica que en Córdoba, la presión fiscal en la última década se incrementó más allá de su duplicación.

Como se advierte en el informe, a partir de 2009 la presión fiscal de la Provincia de Córdoba comenzó a incrementarse fuertemente respecto a la de Santa Fe, hasta ser 4,3 puntos porcentuales más alta en 2017. Es decir, en este período, mientras la presión fiscal de Santa Fe se mantuvo relativamente estable, la de Córdoba aumentó fuertemente. Los datos para la Provincia de Buenos Aires se consideraron desde 2009. En ese año la presión fiscal era del 6,1% del PBG y se elevó al 8,9% en 2017. Mientras que en Santa Fe entre 2009 y 2017 la presión fiscal se elevó del 3,7% al 5,6%.

“A modo de conclusión se podría decir que, si la presión fiscal se mide como recaudación en relación al PBG, Santa Fe presenta una presión fiscal un 43% menor a la de Córdoba y 36% menor a la de Buenos Aires; si la presión fiscal se mide como recaudación real per cápita, presenta una presión fiscal un 15% inferior a Córdoba y 6% inferior a Buenos Aires. Esto significa que la Provincia de Santa Fe tiene una ventaja competitiva con respecto a las provincias vecinas, principalmente en relación a la Provincia de Córdoba”, expresó el director del Observatorio.
Desde la consultora cordobesa aclaran que este “peso” puede resumirse en dos impactos: mayor costo de producción para empresas, y para las familias una mayor porción de sus ingresos destinado al pago de impuestos.


+ Noticias

Cambiar rápido la matriz energética, tema de trabajo en la Región Centro
Autoridades de la Región Centro y del Consejo Federal de Inversiones organizaron una jornada sobre integración energética entre las tres provincias. A 413 días del comienzo de la década del ’20, el cambio de la matriz energética es una cuestión urgente y crucial para el mantenimiento de la competitividad de las empresas entrerrianas, cordobesas y santafesinas.

Cambiar rápido la matriz energética, tema de trabajo en la Región Centro


En Portada