Sábado 17.08.2019 | 13:53 hs


05-08-2019 / Fútbol

El paranaense que amargó al campeón de la Superliga

Fernando Alloco pateó el último penal de la serie en la que Boca Unidos eliminó a Racing de la actual edición de la Copa Argentina. Con los correntinos buscará ascender al Federal A.


Víctor Ludi

La Copa Argentina suele dar gratas sorpresas y siempre es resonante cuando el equipo débil deja en el camino al poderoso. Por lo general, el público neutral, que suele volcarse a favor del más pequeño, disfruta cuando ocurre algún tipo de versión futbolera de David y Goliat.

Por estas razones, el batacazo que dio Boca Unidos ante Racing cayó bien en el seno del fútbol argentino, exceptuando claro está a los simpatizantes de la Academia. El domingo 21 de julio, en el estadio de Lanús, el elenco correntino supo aguantar firmemente las envestidas del campeón de la Superliga para sostener el cero en su arco durante los noventa minutos y forzar a la definición por penales. En la resolución desde los 12 pasos, el cuadro que milita en el Torneo Federal A fue más efectivo y se impuso por 4-3 para acceder a los 16avos de final, instancia en la que se medirá con Atlético Tucumán, otro elenco que se encuentra en la elite del fútbol argentino.

A la serie la definió el paranaense Fernando Alloco, quien, tras finalizar igualados luego de las cinco ejecuciones, se hizo cargo del sexto disparo, no falló y le dio la clasificación a Boca Unidos, que se preparó durante 21 días (desde el 1 de julio) exclusivamente para este compromiso.

La palabra del jugador

“Fue un partido que se magnificó por la calidad del rival, el último campeón de la Superliga. Tuvimos a un gran equipo enfrente, que todos sabemos cómo juega: te somete y te lleva a defenderte bien cerca de tu arco porque ellos colectivamente manejan muy bien la pelota, atacando con mucha gente. Defensivamente dejan espacios y nosotros teníamos la idea de aprovecharlos para dañarlos de contragolpe. Después, por diferentes circunstancias como el cansancio ya que tuvimos que correr la gran parte del partido detrás de la pelota, no pudimos hacerlo. Fue una alegría enorme sacar adelante este partido ante semejante rival”, le dijo el jugador a Mirador Entre Ríos.

“Racing si no es el mejor equipo de la Superliga está dentro de los dos o tres mejores -continuó-. No sólo se destacan sus individualidades, sino también cómo juegan colectivamente ya que hace más de un año que están trabajando de la misma manera y nosotros empezamos esta temporada con un técnico nuevo (Daniel Teglia, quien debió observar el partido desde un palco por cuestiones contractuales mientras dirigió Roberto Marioni, coordinador de las divisiones inferiores del club) con otra idea. Pensamos y planificamos el partido sabiendo que teníamos que achicar espacios hacia atrás para poder intentar lastimar con alguna contra”.

La clavó en el ángulo

Previo a la definición del ex Colón había errado Marcelo Díaz para Racing, por lo que al paranaense no le pesó responsabilidad de tener que definir la historia. Pateó fuerte y alto, al palo izquierdo del arquero Gabriel Arias que nada pudo hacer.

Sobre esto, contó que “sabía que iba a patear el sexto penal y no estuve pendiente de lo que hiciera Marcelo Díaz porque estaba pensando en cómo patearlo. Él erró y me tocó definirlo”.

Por la lluvia, la condición del terreno no era el ideal y varios jugadores tuvieron inconvenientes a la hora de ejecutar sus penales. “No le había prestado mucha atención a cómo estaba la zona del punto del penal –reconoció-, sino que la vi cuando me tocó patear. Sí sabía que estaba mal porque Leo Baroni, nuestro capitán, pateó el primer penal y nos advirtió a los diestros que tuviéramos cuidado a la hora de apoyar el pie izquierdo porque estaba bastante blanda esa zona. Después vi las imágenes de los jugadores de Racing pisando el costado como para afirmarlo un poco. Tuvimos esa cuota de suerte, que siempre es necesaria, para no resbalarnos a la hora de patear”.

“Fui pensando en patear fuerte al medio y terminé cambiando en el momento”, analizó su remate.

El ascenso es el objetivo

Más allá de la gran alegría que significó la clasificación ante Racing, Fernando Alloco se mostró cauto y aseguró que el camino que debe transitar su equipo es por otro carril. “Hablamos antes y después del partido que la Copa Argentina nos lleva a estas noches maravillosas, pero nuestra realidad empezará el 1 de septiembre (fecha de inicio del Federal A), cuando tendremos que afrontar un campeonato durísimo en el que debemos ser protagonista. Boca Unidos es una institución que tiene como objetivo volver en un corto plazo a la B Nacional”, explicó.

Además, reconoció que el equipo tiene la presión por ascender debido a “lo que representa el club dentro del noreste del país, en la provincia y por la infraestructura que tiene. Somos conscientes de los traspiés que tuvimos y el objetivo es volver pronto a los primeros planos. Tenemos un plantel con jugadores importantes, de experiencia y jóvenes que desde hace años vienen trabajando en las divisiones inferiores de AFA y acompañan de buena manera”.

A la hora de analizar el certamen, no dudó en afirmar que “es un torneo muy complicado porque te toca viajar por todo el país y vas superando etapas. Una etapa que realizás en un semestre no te sirve tanto para el siguiente porque empieza todo de cero. Hay que saber jugar esta categoría, sobre todo anímicamente. La diferencia de calidad de jugadores no es tan grande como uno puede pensar, sino que el contexto hace que se crea eso. En las divisiones superiores hay canchas en mejor estado, el césped es más corto y hace que la pelota sea más fácil de controlar. En cambio en el Federal A te puede tocar una cancha que no está en buenas condiciones y lo primero que uno hace es tirar la pelota para arriba. Si todos jugáramos siempre en una cancha como, por ejemplo, la de Lanús, sería mucho más fácil hacer un buen fútbol…excepto que enfrente esté Racing, ahí sí que no hay que tener vergüenza de revolearla (risas)”.

El fútbol paranaense

Previo a llegar a Colón, donde debutó en Primera en 2006, Alloco jugó en las inferiores de Paraná y Palermo, cuando el momento futbolístico de la capital entrerriana era muy inferior a la actual. El jugador también hizo mención a este tema: “la de hoy es una realidad muy distinta a la que me tocó vivir a mí. Siempre seguí el crecimiento de los equipos, tanto de Patronato como, en su momento, de Atlético Paraná. Lo seguía a la distancia cuando me tocó estar jugando afuera y, cuando tenía vacaciones, tuve la chance de ir a algunos partidos. Que el fútbol paranaense en su momento haya podido tener un equipo en Primera y otro en la B fue hermoso ya que los paranaenses lo necesitábamos. Me alegra que Patronato se haya podido mantener porque es bueno para la ciudad. Cuando era chico, para ver a River o Boca íbamos a Santa Fe y tener la oportunidad de tenerlos en Paraná es muy importante. Ojalá la gente despierte ese sentido de pertenencia con los equipos que nos representan a todos”.


+ Noticias


En Portada / Entre Ríos

El entretenimiento también es una industria próspera
Los videojuegos, además de masivo entretenimiento para gamers, es una industria próspera que integra a programadores, diseñadores, artistas plásticos y de animación, dibujantes y músicos. En nuestra región, la Universidad Nacional del Litoral ofrece una tecnicatura que, cada vez, capta mayor cantidad de interesados.

El entretenimiento también es una industria próspera

Adaptarse, sin perder la esencia
Hacía casi dos décadas que Mario Kirlis no visitaba Paraná. Reconocido como referente de la música árabe en Sudamérica, llegó para presentarse en el Teatro 3 de Febrero invitado por la Escuela de danzas que dirige Marina Salomone. El compositor destacó el nivel de bailarinas y la música de este género en el país y aseguró que el recambio generacional está asegurado.

Adaptarse, sin perder la esencia

Lanzamiento múltiple
El balonmano gana terreno en el espacio deportivo de la costa occidental entrerriana. Clubes y altas casas de estudio son los espacios de práctica para chicos y jóvenes estudiantes de ambos sexos, que avanzan en conocimiento y roce competitivo. El Centro de Exalumnos de Don Bosco es la expresión más reciente de este fenómeno expansivo en la capital provincial.

Lanzamiento múltiple

En Portada / Santa Fe