Entrerrianos destacados

Varini, un investigador de la historia comarcana

Paranaense de origen, chajariense por adopción, César Varini fue un destacado gestor educativo, docente e investigador que registró el aporte de la inmigración italiana a aquella amplia región del noreste entrerriano.

César Varini ha sido una figura destacada como gestor educativo en Chajarí.
+2




30-06-2020 | 23:29
Redacción Mirador Entre Ríos
redaccion-er@miradorprovincial.com

Al repasar la vida y obra de César Varini, no parece exagerado que se haya dispuesto que la fecha de su nacimiento, el 26 de marzo, sea el Día de la Historia Chajariense. Nació en Paraná, donde se formó como docente pero con 33 años se mudó a una Chajarí que olía a esperanza, cuando todas sus calles eran aún de ripio, y desde la dirección del Instituto Comercial Adscripto “Justo José de Urquiza” forjó una trayectoria difícil de olvidar, como gestor educativo, investigador de la historia regional y ciudadano comprometido.

Cuando se jubiló, el 1 de enero de 1986, luego de más de 41 años de servicio, el establecimiento educativo no sólo contaba con edificio propio (ceremonia a la que asistió el por entonces vicepresidente de la Nación, Víctor Martínez) sino que se había convertido en una institución de prestigio, exigencia y excelencia.

En alguna entrevista le preguntaron por qué un director de escuela debía ocuparse de construir el edificio. “Si no lo hacía yo, no se hacía. En esa circunstancia hubo que apechugar y poner manos a la tarea. Se hicieron muchas gestiones: viajábamos a Buenos Aires, a veces en auto, a veces en un hidroavión que salía de Concordia o en avionetas que partían del Aero Club porque en esa época había un tránsito muy frecuente de avionetas del norte a Buenos Aires”, recordó Varini.

Con los años, en tantas intervenciones públicas como directivo y también como disertante, el profesor de Historia e Instrucción Cívica se había ganado fama de cultivar el buen humor. “Nací en Paraná el 26 de marzo de 1922, a las seis de la mañana. Posiblemente esa sea la causa de que me guste levantarme temprano… Era domingo, así que la familia tenía un doble motivo para celebrar. Ahora quién hizo los ravioles y el estofado no me acuerdo”, cronicó.

Institucional

Varini fue no sólo militante de la Unión Cívica Radical sino que llegó a ser concejal en el período 1987-1991, lo que lo llevó a ocupar la Presidencia del HCD. Su participación política fue sostenida e importante; también fue un ardoroso defensor de la vida y las instituciones democráticas, las libertades y los derechos civiles. Y un vecino ejemplar.

En alguna foto, pese a su estado físico deteriorado, se lo ve yendo a votar en el tramo final de su existencia, acto que termina siendo posible gracias a que la presidenta de la mesa se acerca hasta el auto para que Varini pueda cumplir con su deber cívico. Es una especie de legado que ha dejado, una postal que se ha repetido en los distintos roles que le tocó desempeñar.

Muchos han reparado en las diferencias que mantuvo con el llamado primer peronismo, pero esas anécdotas saben a muy poco si se pondera adecuadamente su condición de historiador apasionado por lo local-regional, dedicado a recoger y justipreciar documentos y testimonios que dieran cuenta de la intervención fundamental de los inmigrantes italianos en la fundación de pueblos, colonias e instituciones.

Laborioso

De proletario origen social, su padre fue portero en la Escuela Superior de Magisterio Juan Bautista Alberdi. Allí cursó los estudios primarios. Egresó del Instituto paranaense de Profesorado junto a Facundo Arce, otro notable, poco conocido. Activo participante en jornadas y congresos en distintos puntos del país, le gustaba compartir sus hallazgos y puntos de vista ante distintos auditorios pero también se entregaba a la charla amena e imperdible.

Integrantes de numerosas entidades dedicadas a la construcción de la memoria del pago chico, a Varini le tocó escribir la historia de Chajarí, las colonias y localidades vecinas, atesorada en más de un centenar de publicaciones.

Pero era un señor tan sencillo como firme en sus principios, inflexible. En algunos de sus últimos homenajes, hizo un breve recorrido por la labor realizada y mencionó que dejaba abierto el camino para que aquellos interesados puedan continuar con sus trabajos ya que “falta mucho por hacer”.

Las huellas dejadas por Varini son una galería de personajes ilustres, instituciones, espacios públicos y acontecimientos importantes de la historia chajariense, que han sido rescatados para siempre como resultado de su silencioso, constante y responsable trabajo de investigación.

Varini recuerda

En 2015, Varini publicó “Mis memorias”. En un apartado aparecen datos personales que vale la pena repasar y, de paso, asomarnos a su entretenida expresión, desde la consideración de diferentes hitos que jalaron su vida.

– Edad: 92 ¡No son pocos!
No figuro en la tercera edad. Estoy en la cuarta y última.

-U.C.R.: 68 años de militancia radical.
Me inicié en enero de 1946 con la Unión Democrática en la oposición a la candidatura del Coronel Perón. Entonces era el neto gorila.

-Matrimonio: 64 años.
Me casé el 7 de diciembre de 1950, en el día y mes del aniversario del ataque japonés a Pearl Harbor.

-Director: 30 años y 7 meses.
Del 1/06/1955 al 31/12/1985 como Director del Instituto Adscripto y Escuela Nacional de Comercio. ¡Que aguante para alumnos y personal!

-Total de servicios docentes: 41 años.
Paraná- Villaguay- Chajarí

-Cronista Histórico de la ciudad: 46 años.
Desde la Resolución Municipal N° 10/1968, con alrededor de 150 trabajos de Investigación histórica. Empleado municipal ad honorem, tal vez sea el único caso en la provincia de Entre Ríos.

-Biblioteca Popular Urquiza: 59 años.
Estuve ligado a la trayectoria de esa Institución, primero como empleado, luego pase a formar parte de la Comisión Directiva como Secretario y, por último Presidente por 47 años. Hoy socio honorario, único en la historia de la Biblioteca.
Mirador Provincial en


+ Noticias


En Portada / Entre Ríos

“El rugby es mucho más que hacer un tackle”
Aunque las competencias en la provincia siguen haciéndose esperar más de la cuenta, el deporte no para. Tal es el caso del rugby femenino, que realizó preselecciones para lo que será próximamente una selección entrerriana. En este marco, de Curiyú de Chajarí quedaron dos jugadoras. Se trata de Leila Strauss en categoría juveniles, y Ailén Álvarez, en primera, quien le contó a MIRADOR ENTRE RIOS lo que representa esta actividad en su vida.

“El rugby es mucho más que hacer un tackle”

Dos atletas paralímpicas que se preparan para los Juegos
Antonella Ruiz Díaz es de Gualeguaychú y representará al país en lanzamiento de bala y disco en la categoría F41 baja talla. Stefanía Ferrando es de Gualeguay y participará de la disciplina boccias. Ambas dialogaron con MIRADOR ENTRE RIOS a casi un mes de que comiencen los Juegos Paralímpicos de Tokio.

Dos atletas paralímpicas que se preparan para los Juegos

Mistura continúa al frente del seleccionado provincial
El paranaense Juan Gabriel Mistura fue confirmado al frente del seleccionado entrerriano de Seven para la vigente temporada. El actual DT de Alma Juniors de Esperanza, de dilatada trayectoria como jugador, apuntará nuevamente al Seven de la República, como objetivo principal.

Mistura continúa al frente del seleccionado provincial

Patronato cerró el mercado con siete incorporaciones
El Rojinegro se despide del libro de pases con la llegada de Fabio Vázquez, Hugo Magallanes y Matías Pardo, que se transformarán en las nuevas caras del equipo de Iván Delfino, que ya comienza a pensar en Newell’s, rival del próximo lunes en Paraná.

Patronato cerró el mercado con siete incorporaciones

En Portada / Santa Fe