Entrevista

Robinho Cassares, el músico que sabe de rock y lo expresa muy bien

Buceamos en las raíces musicales de este cantautor, compositor y guitarrista rosarino, uno de los más aclamados por el público de la ciudad. Su propuesta unipersonal se destaca por el uso de loops de guitarra, sumado a la emulación de bajos a través de pedales, y patrones rítmicos mediante la técnica vocal del beat box.

12-08-2021 | 10:42
Gisela Mesa redaccion@miradorprovincial.com


Músico oriundo de la ciudad de Rosario, cantante, escritor y compositor. Robinho Cassares es una referencia ineludible cuando se habla del buen rock, ese que nace en Rosario y eclosiona en Buenos Aires. Tiene una destacada trayectoria musical en la ciudad y también es cantante de la banda Blizters. Mirador Provincial dialogó con el compositor para conocer a fondo de su vida artística, de cómo vive este momento en pandemia y de lo que se viene a futuro, que parece prometer mucha satisfacción musical.

Para conocer la obra hay que saber del artista
- ¿Qué querías ser de grande cuando eras niño?

-De niño quería ser médico deportólogo, me parecía fantástico ver a esos dos o tres superhéroes entrar a la cancha con sus maletines y herramientas a salvar a un jugador herido, para que éste se recupere pronto y pueda hacer un gol que le dé la victoria al equipo. Esa situación era como una gran película, donde los actores no sabían con certeza si el jugador estaba herido o no, pero eso a los médicos no les importaba. Tenían que hacer su papel igualmente, su entrada triunfal, sus cinco minutos de gloria. Y eso me parecía genial.

-¿Cómo recordás aquella época?
-Con mucho cariño, recuerdo mi infancia con una sonrisa llena de felicidad. Eran otras épocas, ni mejores ni peores, pero podía jugar en la calle con mis amigos hasta tarde, creábamos muchos mundos paralelos, como también hacíamos lo que estuviera pasando en la tele: si había fútbol hacíamos fútbol, si había Juegos Olímpicos nos hacíamos nuestras medallas con tapitas de gaseosa aplastadas para que quedasen planitas, y con un clavo y martillo le hacíamos un agujero por donde pasaba un hilo y así poder colgarse uno la medalla por jugar.

-¿Cómo surgió el interés por la música?
-Recuerdo épocas de verano cuando mis hermanos se iban al club por la tarde, yo "tomaba prestados" sus cassettes de Génesis, Yes, o el que anduviera por ahí y me los ponía a escuchar. Solito, en la pieza, cuasi escondido, como toda una aventura que en retrospectiva así lo era. También recuerdo una de esas tardes escuchar por la radio Persiana Americana de Soda Stéreo y bailar desenfrenado y decirle a mi vieja: mirá ma, ¡mirá cómo bailo!

-¿Cómo es el proceso de composición de tus temas?
-Generalmente primero hago la música, si eso me inspira una melodía sigo con el proceso. Si no, queda archivada en una carpeta en la PC. Una vez que tengo la estructura de la música, la grabo y la escucho a ver qué me genera. Ahí viene una especie de balbuceo que finalmente se convierte en melodía. Cuando tengo música y melodía, lo escucho y hago la letra, tratando de respetar lo máximo posible a la melodía. Ahí termina mi parte del proceso de composición, y comienza el proceso de adaptación de la banda y la canción.

-¿Cuáles son tus referentes musicales?
-Son muchos, y dependen del momento de mi vida en el que esté. Pero para nombrar géneros me gustan la mayoría: rock, pop, clásico, punk, heavy, reggae, soul, hip hop, música electrónica, etc. Y para nombrar bandas puedo citar Nirvana, Soda Stéreo, Babasónicos, Stone Temple Pilots, Radiohead, Charly García, el Flaco Spinetta, Gustavo Cerati, Tanguito, Bob Marley, Far Caspian, Bjork, Fun People, Sonic Youth, Pixies, Velvet Underground, Cipress Hill, Los Espíritus, Sumo, Weezer, etc.

-La diferencia entre ser un músico del interior y de Capital Federal es muy notable, ¿Cómo sorteas estas dificultades?
-Viajando mucho, trato de además de tocar en Rosario llevar mi música a otras ciudades. Lo cual me ha dejado experiencias inolvidables, como tocar en el Kirie en San Telmo, o en el Teatro Monteviejo en el Abasto. Igualmente, hoy las redes nos acercan más, la velocidad de la vida hace que no haya mucho tiempo y escuchar música por plataformas digitales rompe un poco la barrera de ser del interior o de CABA.

-¿Cómo ves la escena musical en nuestra ciudad?
-Rosario es un gran semillero de bandas desde hace muchos años, sigue siendo una ciudad cultural no solo de rock sino de muchos estilos musicales. Hay mucha gente dedicada al arte y en especial a la música. Si bien las nuevas tendencias y las nuevas herramientas tecnológicas hacen más fácil y práctico el ensamble arquitectónico de una canción, la escuela tradicional de la cocina de una casa o ir a una sala de ensayos siguen estando tan vigentes como ayer, con toda la magia que ese tipo de encuentros conlleva.

-¿Hay oportunidades para la cultura musical?
-Cada vez hay más gente avocada al arte, lo que provoca que los espacios sean menores para el que quiera sonar en la radio. Pero la música es una energía renovable, siempre van a haber niñas y niños con sueños de purpurina y camarines abultados de obsequios, como también injusticias por las cuales alzar la voz para protestar en su contra, el hambre en el arte como motor que impulsa izar una bandera donde todos podamos vivir juntos y en paz.

Blizters
-Hablanos de Blizters, ¿Cómo se formó?

-Blizters es el resultado de la amistad de un gran grupo humano llamado La Casa Del Rock, donde tres amigos encontraron una esencia en común: sonar fuerte. Luego toda esa energía se fue transformando en prolijidad, clímax, paisajes sonoros; hasta encontrar una propia identidad musical. Como muchas historias reales, la banda se forma en una sala de ensayos en el centro de la ciudad, unidos por la insistencia de un amigo en común. Luego de hacer covers por un lapso de un año, pasamos a componer nuestras propias canciones.

-¿Cómo están viviendo este momento de pandemia?
-Éste es un momento muy particular en la historia de la humanidad, por lo tanto, es inevitable no estar atravesado por lo que pasa. Aun así, nos juntamos semanalmente a ensayar, componer, charlar, reír, proyectar. Tenemos más allá de la banda una amistad que nos une como familia, entonces no se nos dificulta tanto llevar este momento. Por supuesto que extrañamos tocar con gente, viajar a otras ciudades a llevar nuestro arte, y esas cuestiones que tiene la vida musical que son enriquecedoras.

-¿Creés que se banalizó la música?
-No, para nada. La música como todo en la vida es cíclica, da vueltas como un torbellino, te deja hecho un espasmo sentado en la vereda de tu casa con la boca abierta. Lo que pasa es que la industria le hizo mucho daño al arte, puso precio por su cabeza. Entonces hoy es más conveniente hacer música tal porque vende, y no tal otra porque no vende. Pero eso siempre fue así, es cuestión de modas, fragmentos de una vasta historia musical. De seguro los seguidores de Mozart deben haber pensado: "ya fue Bach, ahora es Mozart", así como después los seguidores de Beethoven deben haber dicho: "ya fue Mozart, hoy es Beethoven".

-¿Qué planes tienen para hacerle frente a esta situación?
-Tenemos pensado presentar nuestro nuevo disco "Luego amanece" que salió en abril de este año. También tuvimos la suerte de filmar unos falsos vivos que pronto verán la luz en la pantalla y plataformas digitales. También comenzamos con la producción de lo que va a ser nuestro tercer álbum larga duración. Y tenemos proyectos de filmación de videos, otros falsos vivos, y muchas ideas a concretar.

-¿Las canciones terminan siendo de la gente?
-Las canciones son de sí mismas desde el momento en que se forman en el éter o donde estén, después se bajan a este plano, se componen y arreglan con la banda, y toman su forma definitiva. El arte es por y para el arte, no creemos en el arte por beneficio propio. Después son de la persona que las quiera adoptar, que las quiera sentir como propias porque eso es lo que pasa, y me pasa a mí también. ¿Quién no tiene escondido bajo la manga un tema o disco de una banda que le da recelo compartir? -risas-.

-¿Cómo te impacta esta realidad? Quiero decir, en lo cotidiano.
-Por suerte tengo trabajo y una rutina armada. Visito a mi vieja, a mi mejor amigo, ensayo con la banda, trato de tocar la guitarra lo más que puedo, de componer nuevas canciones, de escuchar discos que nunca escuché, hasta pude llegar a disfrutar de discografías enteras que nunca me había puesto a escuchar como por ejemplo la discografía de Charly García y John Lennon, ambos en su faceta solista. ¡Y me encantaron!

-¿Qué sentís cuando tocás?
-Al principio es incertidumbre: no saber cómo va a sonar, cómo vamos a responder al show, cómo lo va a tomar el público, y todas las cuestiones mentales que tocar en vivo engloba. Después, generalmente al tercer tema, todo se transforma es un caos irreal totalmente despojado de la mente y la consciencia. La memoria celular es la que mueve al cuerpo por tanto ensayar, es catarsis, olvido, canje, entrega, adrenalina que alimenta una dopamina que no para hasta horas después del show.

-De tus discos, ¿cuál es el que más aceptación popular ha tenido? ¿Y cuál o cuáles serían tus preferidos, si los hay?
-Todos nuestros discos representan momentos muy particulares de la banda, es difícil elegir uno como favorito. Quizás el mejor audio lo tenga nuestro primer LP "Temor, terror y apariencia", el cual significa mucho para la banda porque es nuestro primer disco. Pero "Luego amanece" que es nuestro nuevo y segundo disco también tiene un audio zarpado, y hermosas canciones. En cuanto al feedback contamos con el amor de una gran familia que nos hace el aguante cada vez que sacamos un tema nuevo o tocamos en vivo.

-¿Qué autores o poetas te llenan el corazón?
-Nekro de Fun People dice: ¿Y vos cómo estás? Decime cómo te sentís ahora, sé que vos y yo aquí no estamos solos, y que el secreto de ser feliz es gritar a viva voz ¡hoy, si hoy, a la angustia no, no! Y John Lennon dice: solo la gente sabe cómo hablar con la gente, solo la gente sabe cómo cambiar el mundo, solo la gente se da cuenta del poder de la gente, bien un millón de cabezas son mejor que una, ¡entonces dale!

-Supongo que, en la cuarentena, como artista, estarás dándole vueltas a la cabeza sobre tus muchos trabajos detenidos. ¿Hay algo que haya cambiado en tu mente y que cuando esto termine lo harás de otra manera? Me refiero también a nuevas ideas que puedan haberte surgido sobre lo que quedó detenido.
-Totalmente. El tiempo existe porque lo podemos mensurar, pero a enormes rasgos el tiempo no existe. Entonces entender este momento hace que las ideas sean más fluidas, que tomen forma concreta más rápido en la imaginación. Cómo dar un buen show, cómo hacer un disco nutrido, cómo hablar de situaciones interesantes que nos unan, cómo estar presente por canales digitales, cómo manejar las ideas generales e individuales. También son tópicos que siempre están sobre la mesa esperando ser destapados para dar luz.

-Hay quien creen que el rock ha pasado a segunda página en nuestro país por la nueva música pochoclera, refiriéndome a populares en lo actual, aunque en la actualidad lo popular no es sinónimo de calidad, por cierto. ¿Qué opinión tenés de esto?
-La respuesta la dejo abierta a dos ideas: desde la objetividad puedo decir que estamos transitando un vacío poético y de carga social bastante profundo, medio que nadie se la juega para no caer mal. También entiendo que la rebeldía se estandarizó, se hizo estampa en una remera, o una serie por Netflix. Pero desde la subjetividad no sabemos realmente con lo que contamos, de lo capaces que somos de caer tan bajo para luego explotarlo todo.


Mirador Provincial en

Además tenés que leer:


+ Noticias



Dejanos tu Comentario
Los comentarios realizados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Evitar comentarios ofensivos o que no respondan al tema abordado en la información.

En Portada / Santa Fe

En Portada / Entre Ríos

 Santafesinos no podrán ingresar al Estadio Grella
Luego de una reunión entre Raúl Menescardi, Jefe de la Departamental de Paraná y dirigentes de Patronato, se definieron los pasos a seguir de cara al cruce entre Patronato y Colón del próximo lunes, el cuál se preveía que varios hinchas Sabaleros, iban a decir presente en el reducto Santo.

Santafesinos no podrán ingresar al Estadio Grella

Preparativos para la Fiesta del Gurí Entrerriano
La Municipalidad de Bovril confirmó que el sábado 6 de noviembre se realizará la edición XXXXII de la Fiesta Nacional del Gurí Entrerriano, que se celebra desde 1980 en los primeros días de noviembre. En esta nueva oportunidad, la celebración vuelve a presentar algunos cambios a raíz de la pandemia de Covid-19.

Preparativos para la Fiesta del Gurí Entrerriano