Link completo de la nota: http://www.miradorprovincial.com/?m=interior&id_um=189913

12-02-2019
En Concordia

Pasión, historia y arte: componentes de un carnaval que invita a brillar

Pasión, historia y arte: componentes de un carnaval que invita a brillar
Con cuatro comparsas en escena, los corsos concordienses son uno de los que se destacan en la provincia. Los integrantes y seguidores del show forman parte de una presentación que envuelve en magia a todos durante el paso de las carrozas y los pasistas por el corsódromo.

Belén Fedullo
redaccion-er@miradorprovincial.com

Desde el sábado 26 de enero, el corsódromo Atanasio Bonfliglio se convirtió en un escenario gigante que, durante seis noches, albergará a más de mil artistas. Así se definen, como profesionales del arte que trabajan durante todo el año para disfrutar por poco más de un mes y mostrar al público lo que son capaces de hacer.

La competencia en la ciudad de Concordia tiene un distintivo: la pasión. Tal es así que el propio animador se anima a presentar la comparsa como “la batalla de las pasiones”. A partir de la apertura, bajo las luces blancas, los pasistas, carros, músicos y baterías, comienzan a ofrecer el espectáculo que definen como “distinto”, porque mientras desfila cada agrupación los seguidores arman un show aparte en las tribunas, dejando a las claras que es una competencia apasionada.

Imperio, Ráfaga, Emperatriz y Bella Samba eligen temáticas año a año y llevan adelante un trabajo arduo que luego se ve reflejado en cada uno de los desfiles.

En la entrega de este 2019, la comparsa que salió campeona en 2018, Imperio, presenta la historia de Garuda, un ave majestuosa que cuida y protege al paraíso anidando en la sombra del árbol del bien y el mal. Ráfaga, por su parte, hace su paso por la manga del corsódromo presentando “Ráfaga Salvaje” en búsqueda de un reencuentro con la madre tierra, desde lo profundo del alma. Emperatriz sale a desfilar con la propuesta “Emperatriz conquista tus sentidos”, en la que unen la tradición carnavalera con el gusto, el tacto, el oído, la vista y el olfato.

Bella Samba invita al público a conocer la historia del samba desde sus raíces, para festejar con alegría, ritmo y color la música tradicional del carnaval de Brasil.

Desde los comienzos, con el sentimiento como bandera no todo fue tan rápido en la capital del citrus. Para tener un corsódromo y lugares en donde trabajar los amantes del carnaval debieron superar varias etapas. Aunque en la actualidad es uno de los carnavales de referencia en la provincia y en la costa del río Uruguay, en Concordia todo fue paulatino.

Entre idas y vueltas

Tomás Ferrer es un actor, profesor nacional de teatro y escenógrafo concordiense, para quien el carnaval es un estilo de vida. Para formarse pasó por Rosario y Capital Federal, lugares en los que también trabajó durante muchos años. A pesar de los kilómetros que lo separaban de su ciudad natal siempre en verano volvía para estar en ese lugar que también le sirvió para formarse, enseñar, y para mostrar su arte. “Si no volvía no me sentía bien, aunque sea una noche tenía que estar, es algo que no podía perderme”, rememoró en una entrevista con Mirador Entre Ríos.

El actor repasó la historia del carnaval y recordó los comienzos, y lo distinto que era todo. “Hasta antes de la dictadura militar desfilaban murgas y comparsas en los barrios”, relató y precisó: “Con la vuelta a la democracia hubo nuevos intentos de salir a desfilar, pero como no había organización fue todo muy caótico y hubo desfiles de carnaval con comparsas que venían de otras ciudades, se armaban asociaciones, desfilaba la comparsa y se cobrara una entrada, pero eso no funcionó”.

En los 90 todo comenzó a cambiar, los concordienses se dieron cuenta que tenían recursos humanos y materiales como para tener su puesta en escena. En primer lugar se armaron agrupaciones que salían a las calles para mostrar su arte, hasta que quienes tenían la iniciativa se juntaron e hicieron un desfile y dieron comienzo al sueño de tener un evento en el que participar.

“Fue en el año 1996, cuando estuvo como intendente Juan Carlos Cresto y pudimos pedir todo lo que necesitábamos”, señaló el integrante carnavalero y contó: “Fue increíble la demanda por parte de agrupaciones. Empezaron a formarse comparsas con iniciativas muy buenas, con música, temática. Todo empezó a institucionalizarse y desde ese comienzo hubo demostraciones del amor por esto que se hacía”.

Ese carnaval competitivo pasó por avenida Carriego, luego por avenida San Lorenzo y por avenida Gobernador Cresto, lugar en el que, movidos por la pasión, fanáticos de dos comparsas llegaron a acampar durante toda una noche para conseguir una tribuna. “Recién en el año 2006 pudimos tener el corsódromo, que ahora es nuestro escenario”, repasó el actor.

¿Cuál es la identidad del carnaval de Concordia?

Es una pregunta común, porque en escena pueden verse entre comparsas algunas diferencias. “En Entre Ríos hay carnavales muy buenos y hay coincidencias con ellos, pero Concordia también empezó a tomar cosas de Corrientes, de Brasil, y empezaron a sumarse personas de esos carnavales, por eso si ves las cuatro comparsas, algunas tienen cosas de Gualeguaychú, otras de Brasil, y otras de Corrientes”, explicó el carnavalero.

Ferrer coincide con lo que expresan muchos de los integrantes del espectáculo de verano, para él los concordienses se distinguen por la pasión que genera el carnaval, pero por su profesión recorrió como jurado varias ciudades y reconoce que “en otros lugares también tienen seguidores e hinchadas, pero acá se parece mucho a una cancha, desde aquel año mítico en que la gente decidió demostrar lo que sentía esperando toda una noche, se pudo ver por qué es distinto”.

Tomás se sumó al trabajo en varias comparsas y conoce bien el esfuerzo: “Estuve en tres de las cuatro, siempre con tareas de puesta en escena o carros, aún no me animé a bailar”, describió y distinguió que “el comparsero de Concordia es lo mismo que el murguista, es un obrero y un artista. Quienes salen en este carnaval pasan todo un año haciendo un traje, trabajando en un carro, y saben que terminan de desfilar y vuelven al trabajo con sus compañeros para la próxima edición. Es un lugar en donde compartir y olvidarse de lo individual, que fue lo que me marcó desde joven y la razón por la que sigo acá”.

El artista no pasa por alto la “magia” que hace especial a este evento de la ciudad y deja ver porqué no pensó en irse a ninguno de los carnavales en los que fue jurado o invitado. “Llevo muchos años presente, formando parte del lado B, de la puesta en escena, aunque ahora paré un poco. Vi generaciones que empezaron con tambores muy caseros y ahora disfruto. Como actor he vivido muchas puestas en escena, pero lo que sucede en el corsódromo concordiense es difícil de explicar”, aseguró.

La reina

Agustina Barrio desfila desde hace 7 años y actualmente integra la comparsa Ráfaga. Fue figura varias veces y se quedó con el primer lugar en tres oportunidades, coronándose como reina del carnaval de Concordia el año pasado.

“El carnaval es mi mejor época así que en estos días siento que todo es bueno”, dijo Agustina a Mirador Entre Ríos y comentó: “Este año es especial, lo estoy disfrutando muchísimo, como soy la reina que representa al carnaval me siento muy orgullosa y doblemente contenta cada vez que desfilo”.

Sobre lo que significa el carnaval en su vida contó: “Cuando me preguntan qué siento al ser la reina mi respuesta es la misma, siento orgullo, porque el carnaval de mi ciudad es mi cable a tierra, si estoy mal o me siento triste en ese lugar me olvido de todo. La realidad es que no me imagino una vida sin carnaval”, y dio cuenta de un detalle muy especial, no es un caso aislado el suyo, sino que comparte con sus familiares la pasión por ser parte del evento: “Mi familia es muy ‘carnavalera', lo sentimos muy propio, lo sentimos parte de nuestra historia, es nuestra vida. Dejamos todo lo que hay que hacer en esta época y sólo nos dedicamos a disfrutar de las seis noches”.

En relación a la pasión de la que todos hablan, la actual reina indicó: “He compartido con otras reinas de carnavales en un simposio y también hemos viajado a la Casa de Entre Ríos en Buenos Aires y en las dos ocasiones me pasó lo mismo, la gente que nos escucha dice que cuando hablamos de nuestro carnaval transmitimos algo que no han visto en otro lado, porque cuando lo presentamos tenemos una energía para demostrar lo que sentimos que hace que todos noten lo que representa para nosotros ese momento del año, esas noches en que desplegamos nuestra alegría y pasión, y que sepan que trabajamos mucho para dar ese espectáculo que es increíble”.

Agustina contó que también ha sorprendido a la gente que forma parte de otros carnavales que en la ciudad del citrus los seguidores fieles de cada comparsa tienen el ritual de reservar una tribuna y arengar como una hinchada de fútbol. “Todos se sorprenden, porque si bien en otros lugares hay hinchadas no se ve ese folclore de llegar tan temprano, reservar el lugar, esperar el show de sus integrantes y vivirlo como lo viven. Además, todos destacan que hay mucho respeto entre comparsas, porque aunque competimos y queremos ganar, afuera somos conocidos y hasta nos aconsejamos, de hecho a mí me encanta ver a las otras comparsas, yo disfruto de ver el trabajo de los demás. Somos un carnaval joven que todavía no llegó a su techo y creo que todos deberían ver lo que hace esta ciudad que es realmente carnavalera”.

El carnaval de Concordia seguirá brillando hasta completar las seis noches, durante el fin de semana de carnaval, momento en que se conocerá a la nueva ganadora de una competencia que va más allá de los fines de semana de desfile y es un estilo de vida.

Inclusión

El actor transformista Pablo Carayani dio vida a Sofía Camará. Fue la primera reina de batería transformista en la ciudad en 2014, año en que ganó la competencia y también la primera reina de comparsa de Latinoamérica, en 2018. El artista reconoció: “El carnaval lo que ha hecho en mí ha sido incluir, brindar igualdad, generar conciencia y acercar a la gente a lo diferente, a lo que es más lejano”.


 



miradorprovincial.com - Copyright 2019