Link completo de la nota: http://www.miradorprovincial.com/?m=interior&id_um=201453

07-07-2019
Fútbol

Otro golazo a favor de la inclusión

Otro golazo a favor de la inclusión
En los últimos tiempos se formó el primer equipo argentino femenino de talla baja, que disputó en mayo su primer amistoso en la ciudad entrerriana de San Salvador. Mirador Entre Ríos se comunicó con Maia Percoff, la capitana y mentora del conjunto.

Víctor Ludi

Alrededor de siete años atrás se dio el primer paso para formar un grupo de jugadores que produjeron un quiebre -positivo- en la mirada de buena parte de la sociedad argentina. En 2012, en Corrientes, se produjo el primer partido de fútbol de jugadores de talla baja del país. Aquella vez fueron apenas ocho los jugadores que se animaron a romper las barreras del prejuicio que estaban instaladas. Pero esos pocos marcaron un antes y después, ya que fue el punto de partida para organizarse y sumar cada vez más gente.

Luego, estos luchadores conformaron la Selección Argentina y, en 2018, se disputó en Buenos Aires la primera edición de la Copa América de Talla Baja en la que fueron subcampeones, pero su logro más importante fue haber cambiado la consideración que algunas personas tenían hacia ellos, ganándose su merecido respeto frente a una sociedad con tendencia a discriminar.

Pero en estos tiempos, en los que el feminismo ha elevado las banderas de lucha por la igualdad, en el momento de auge del fútbol femenino en nuestro país, un grupo de chicas aprovechó el envión para conformar el primer equipo de mujeres de talla baja. Y si bien es un conjunto que recién se está gestando, ya se dieron el gusto de poder disputar dos partidos amistosos: el primero el 18 de mayo, en San Salvador, Entre Ríos; mientras que el segundo fue el 2 de junio, en Santa Cruz de la Sierra, Bolivia.

Pese a que hoy el número de jugadoras es menor (son siete), la idea es que se vayan incorporando otras chicas para consolidar un grupo. El paso siguiente será el de conformar la Selección Argentina Femenina de Talla Baja y así poder seguir los mismos pasos del equipo masculino.
“Hace dos años que estoy acompañando al equipo de varones, donde ya estaba Bárbara Corbalán. Le pregunté si le gustaba la idea que armásemos el equipo femenino y me dijo que sí; también Facundo Rojas, el capitán del equipo de los varones, me dio su apoyo. Empecé a buscar mujeres con el objetivo de integrar a las personas en este grupo, que me cambió completamente la vida y que me dio otra mirada hacia los demás, porque antes no quería ni salir a la calle por el tema de la discriminación. Facundo me dijo que siempre iba a tener su apoyo para cumplir con mi objetivo”, le explicó a Mirador Provincial Maia Percoff, capitana y mentora del flamante elenco, y continuó con su relato: “tenemos un grupo de WhatsApp con chicos y chicas de todo el país y ahí invité a todas, así no deseen jugar al fútbol pero quieran formar parte del grupo. También hicimos una convocatoria por redes sociales. Mi objetivo es juntar la mayor cantidad de chicas de todas las provincias y, cuando en cada provincia haya un grupito, ir organizando entrenamientos dos o tres veces por semana. Así iremos sacando jugadoras para formar el seleccionado femenino. Muchas chicas se han comunicado conmigo, lo que me da una alegría inmensa”.

“Nuestro primer encuentro fue un amistoso contra un equipo femenino de San Salvador -prosiguió detallando-. Éramos solo cuatro y le mandé un mensaje a una chica de Malabrigo, Santa Fe, invitándola. Sin dudar me dijo que sí y viajó. Antes del partido me dijo que tenía miedo, porque nunca se había animado, y le aconsejé que ahuyente los fantasmas y disfrute. Creo que ese es el principal problema, que muchas no se animan a romper esa barrera. Perdimos 1 a 0 pero fue lo de menos, porque para nosotros fue único”.

Consultada sobre si el boom del fútbol femenino, el cual explotó con la Copa del Mundo de Francia, las ha ayudado a tener una mayor demanda, sostuvo que “sí, sin dudas. En mi caso miré todos los partidos y noté que un montón de chicas me empezaron a preguntar porque se engancharon siguiendo el torneo. A todas ellas las invité a sumarse y he tenido varias respuestas positivas”.

Un cambio cultural

Si bien Percoff contó que sintió el hostigamiento en las calles, reconoció que nota que algo está cambiando en la mirada de la sociedad. Al respecto, explicó: “no somos de otro mundo. Somos personas comunes y corrientes, como me gusta decir a mí de tamaño más chico. Con mi mamá, que es quien me apoya siempre, hablamos de cómo cambió la mirada de la gente. Antes salía a la calle y escuchaba ‘mirá la enanita, mirá aquellos enanos’, lo cual era muy cruel; en cambio ahora sentimos más respeto y la persona están dejando de lado la palabra ‘enanos’. Eso para nosotros es muy importante”.

Además, remarcó que “ahora se nos están abriendo muchas puertas. Mundialmente nos estamos haciendo conocidos, a tal punto que Messi habló de nosotros. Eso es muy lindo e importante para nosotros y estamos en el momento justo para que se conozca mucho más de nosotros”.

La mirada desde Paraná

Por su parte, Mariela Ayala, la secretaria de la Asociación Civil Talla Baja de Entre Ríos, dio su opinión sobre el equipo que se está gestando: “Tengo una buena relación con todas las chicas que están armando el equipo y es algo muy lindo, una nueva experiencia”.

Las integrantes del plantel

Hasta el momento son ocho las chicas que integran el equipo:

Maia Petcoff (Chaco)
Bárbara Corbalán (Buenos Aires)
Julieta Yoris (Santa Fe)
Cris Ramírez (Corrientes)
Merci Gómez (Corrientes)
Karen Franco (Buenos Aires)
Rocío Benítez Arias (Buenos Aires)

Por otra parte, están invitando a aquellas interesadas en formar parte del elenco. Las mismas pueden comunicarse a través de su página de Facebook (tallabajaargentina), Instagram (@tallabajaargentina) o su dirección de correo electrónico ().


 



miradorprovincial.com - Copyright 2019