Entrevista

Manuela Almeida, la primera dama del fútbol femenino

En los últimos tiempos la Liga Paranaense de Fútbol fue creciendo en cantidad de categoría y jugadoras. Equiparó premios y trofeos. En una palabra, buscó la igualdad de género. Pero hubo un inicio. Fue en los años 70. ¿Quiénes fueron las primeras damas en jugar al más popular de los deportes?
30-09-2022 | 16:39

+1

Un equipo de Ministerio. Las chicas con botines Sacachispas que le prestaba el club.


30-09-2022 | 16:39
Ezequiel Re
[email protected]

Casaca número 5 y botines Sacachispas prestados. A la cancha para jugar un partido con la camiseta de Ministerio. Corrían los años 70 y se puede fijar ese mojón, como el punto de partida del fútbol femenino. Allí se enrolaron varias chicas y algunos clubes que pertenecían a la Liga Paranaense de Fútbol. Entre ellos Ministerio. Entre ellas Manuela Almeida, quien además tuvo la particularidad de que, en esos años, donde la mujer prácticamente tenía vedada la participación en el fútbol, fue de manera ocasional “juez de línea” de un partido de varones.

- ¿Cómo empieza tu historia en el fútbol?

-Siempre fui una apasionada del fútbol. Mi papá, hermano y primo (Enrique Cabrol que actuó en Unión de Santa Fe) lo jugaban. Cuando actuó en Patronato lo íbamos a ver. Después seguí viendo partidos de la Liga hasta que se me dio por formar un equipo femenino en Ministerio. Fue en el año 1972. Empezamos a entrenar y jugar entre nosotras. Jorge Enrique, que era jugador en la Liga, nos enseñaba a patear, pararnos en la cancha. Luego armó Peñarol, San Benito y San Lorenzo de Santa Fe se sumaron. También Crespo, a partir de la idea de Rubén Zapata (dirigente de Unión). Llegamos a jugar un amistoso de preliminar de la Selección Argentina en el club Belgrano. Nos enfrentamos con Crespo. No teníamos el mismo entrenamiento que ahora existe, pero nos juntábamos tres veces por semana.

- ¿Oficialmente pudieron organizar un torneo en la Liga?

-En esa época no había tantos equipos. Estuvimos cuatro años y como lamentablemente no creció el deporte en otros clubes, se fue terminando.

- ¿Te sentís pionera del fútbol dentro de la Liga Paranaense?

-A veces me pongo a pensar, porque en esa época 1972, que una mujer juegue al fútbol no era fácil. Nos faltó acompañamiento de los directivos de todos los clubes. Si sería como ahora hubiese sido futbolista y luego árbitro o dirigente del femenino.

- ¿Y cómo llegaste a ser la primera jueza de línea?

-En la cancha de Belgrano el local recibía a Paraná y el partido se demoraba. Estábamos cerca de la zona de vestuarios, que estaban debajo de las tribunas de calle Victoria. Me acerco al árbitro a preguntarle qué pasaba y me dice que falta un juez de línea. Le digo a manera de broma “bueno voy yo”. Unos minutos después me dice si me animaba y obviamente dije que sí. Estuve del lado de la platea. No tuve problemas en el partido, sabía algunas reglas. Dirigí con atuendo de calle. Fue en el año 1972.

- ¿Qué te dejó el fútbol femenino?

-Muchos recuerdos lindos. Ahora sigo el fútbol, voy a ver los partidos. Me siento feliz que se me recuerde. Hoy digo, hace 50 años jugué al fútbol femenino, fui la primera mujer que estuve de línea. Son cosas que se fueron dando.

Eran otros tiempos


En 1972 se estaba lejos de observar la explosión del fútbol femenino actual. Por amor al deporte y por lucha buscando la equidad de género, este juego ya no es privativo de varones. Digno es de destacar los avances, más allá que falta mucho aún. Manuela contó sucesos de esos tiempos: “Así como había varones interesados en ayudarnos, también sabíamos que muchos iban a ver nuestros partidos por curiosidad o simplemente para reírse si errábamos una patada o como corríamos. No le prestábamos atención, pero así”.

También guardo un recorte periodístico de EL DIARIO de Paraná que ameritó una encendida editorial periodística basada en su presencia como juez de línea de manera involuntaria. El artículo si bien explica sobre el mojó de la presencia de una dama como asistente, también puso reparos en la vestimenta que utilizó.

Y lo inconcebible fue que posterior a ese hecho trascendental (una dama como juez de línea) debieron pasar más de 40 años para que se imponga la figura de la mujer en el referato.

Pero queda claro también que, así como hubo quienes pusieron frenos, otros varones querían acompañar la incipiente movida del femenino.

Temas: ENTRE RIOS 
Mirador Provincial en


+ Noticias

Campeón de la Liga Galvense: 9 de Julio de Arocena, el 9 de Oro
En una final de vuelta apasionante, 9 de Julio de Arocena le ganó 2 a 1 a Atlético Belgrano de Colonia Belgrano y se quedó con la primera estrella de campeón de su historia para la institución y la segunda para el pueblo que en 2006 gozaba con el título de Arocena Fútbol Club. En el recuerdo estarán siempre los chicos fallecidos en un trágico accidente en octubre.

En Portada / Entre Ríos
Bancario campeón de la Conferencia 1
El Centro Bancario Gualeguay se consagró campeón de la Conferencia 1 del Torneo Pre Federal tras derrotar 92 a 71 al Club Atlético Rosario del Tala en condición de visitante, en el segundo encuentro de la serie decisiva de la divisional del certamen federativo.

Pre Federal Bancario campeón de la Conferencia 1

En Portada / Santa Fe