Retrato de un tiempo

Lenguaje propio de Lucas Trosman Grupo

El baterista y compositor Lucas Trosman junto a su grupo se encuentra presentando su nueva obra compuesta por un álbum de ocho composiciones originales y un libro de nueve relatos. La propuesta puede enmarcarse dentro del jazz contemporáneo con influencias de la música latinoamericana.

06-06-2024 | 19:06 |

“Retratos de un tiempo”, es una obra musical-literaria.
Foto:gentileza

El baterista y compositor Lucas Trosman junto a su grupo se encuentra presentando su nueva obra musical compuesta por un álbum de ocho composiciones originales y un libro de nueve relatos. La propuesta puede enmarcarse dentro del jazz contemporáneo con influencias de la música latinoamericana.

Publicado por el sello Club del Disco, “Retratos de un tiempo” contó con la participación del destacado saxofonista Ricardo Cavalli en uno de sus temas. La banda está integrada por Ignacio Gaztañaga en bajo eléctrico, Patricio Guinle en piano y teclados, Demian Pozzo en guitarra eléctrica y Lucas Trosman en batería y dirección musical.

De manera simultánea se presentará el libro homónimo de relatos breves, publicado por la editorial Merodeo. En conversación con este medio, el artista despliega su arte contándonos de sus comienzos y de este nuevo single.

 

"Retratos de un tiempo” es una obra musical-literaria compuesta por ocho piezas instrumentales y nueve relatos. Publicado a través del sello Club del Disco y de la editorial Merodeo, la música está enmarcada dentro del género Jazz Contemporáneo con elementos de la música latinoamericana.

El repertorio está compuesto por obras originales de gran despliegue rítmico con una formación entre lo eléctrico y lo acústico. En el track 4 del álbum, “El entusiasmo”, se destaca la presencia de Ricardo Cavalli en saxo tenor como invitado.

El inicio de todo

-¿Cómo surge Lucas Trosman Grupo?

-La pandemia, y la consecuente cuarentena, generaron en mi caso la combinación de dos factores que me cuesta mucho encontrar. Tiempo libre y cercanía con mis instrumentos y la computadora con ánimo creativo. A la distancia grabamos algunos arreglos sobre versiones de canciones latinoamericanas con dos de los integrantes actuales de Lucas Trosman Grupo: Demian Pozzo (guitarra eléctrica) y Nacho Gaztañaga (bajo eléctrico). Cuando apareció la chance de encontrarse con pequeños grupos de personas, Patricio Guinle (piano) acababa de volver de vivir en Brasil un tiempo y nos encontramos a dúo a desarrollar algunas composiciones instrumentales de ambos. En un momento les propuse a todos que nos encontremos a probar composiciones mías y las que ellos quieran sumar.

La premisa musical era encontrar un lenguaje propio, donde la improvisación cobre fuerza, pero donde también exista un discurso musical claro, la búsqueda de crear “canciones instrumentales”. El jazz contemporáneo y la música latinoamericana fueron los soportes que encontramos para desarrollar las ideas.

-¿Cómo es el proceso de composición de los textos?

-Desde hace mucho tiempo vengo pensando y reflexionando sobre las consecuencias de la pérdida del CD como objeto en el que se referencia con una obra musical. Por este motivo me pareció una idea atinada crear un objeto que acompañe y complemente un álbum virtual, que dialogue con la época actual donde la mayoría de las personas no escuchan CD’s sino que utilizan plataformas digitales. Por este motivo decidí editar también el libro “Retratos de un tiempo” completo con relatos breves homónimos a los temas del disco a modo de invitación a escuchar una obra completa y conocer un poco más sobre la historia de cada composición.

-¿Cuál es la motivación de seguir en este camino musical?

-En mi caso personal, el deseo y la curiosidad son grandes motores para crear una obra propia, para llevar adelante todo el trabajo que implica armar un grupo, componer la música, escribir los arreglos, producir y financiar la grabación, mezcla, mastering, diseño y edición del libro, entendiendo el enorme esfuerzo que lleva. Pero la verdad que no he dudado mucho al respecto, siempre me resultó claro el deseo de crear música nueva y de juntarme a desarrollarla con otros. Por suerte esos “otros” han sido colegas extraordinarios que aportaron, además de composiciones propias, parte de su identidad musical que hizo crecer muchísimo la música de cómo fue concebida originalmente.

Y, por otro lado, hay una motivación enorme en ver todas las producciones de colegas cercanos y lejanos, nacionales e internacionales. Yo pienso que todas las creaciones artísticas están en diálogo con otras. Tanto de referentes históricos de un género, como de colegas cercanos que aportan su música al ambiente en el que nos desarrollamos y nos inspiran e influencian. Ese diálogo, sea consciente o inconsciente, también es una fuente de inspiración para transitar el propio camino musical.

-¿La música es un elemento de descubrimiento en la identidad?

-Claro que sí. La música es una manera de conocerse a uno mismo y también de construir y afirmarse en una identidad propia. La música suele desarrollarse con otros, con pares, y la construcción de la identidad siempre se completa en ese espejo que son los otros.

Y paralelamente también puede acompañarnos en procesos de mutación o de exploración de sensaciones menos conocidas o menos cómodas. Por ejemplo, en el tema del disco “Mejor curar” yo tenía la intención de crear una obra calma, con un discurso musical sencillo y que el texto que la acompañe evoque la ternura. No suelen ser así mis composiciones ni mis textos, pero yo sabía que podía utilizar ambos lenguajes artísticos para desarrollar mis ideas en esa línea.

-¿Hay un tiempo detenido en los procesos de creación?

-No me atrevo a responder esta pregunta de manera universal. Conozco casos de los más variados vinculados a los procesos creativos, desde quienes escupen canciones u obras enteras arriba de un colectivo apretado y en el extremo opuesto personas que se toman 10 años hasta decidir que su obra está terminada, y siempre buscan momentos de calma para dedicarse a ella, sin ninguna prisa.

Yo soy muy práctico para componer (y en la vida en general). Cuando tengo el deseo o la intención de desarrollar música propia, intento agendarme algunas horas durante días consecutivos para poder sentarme con la computadora y mis instrumentos a desarrollar ideas. Hay cierta obligación o compromiso que me autoimpongo y que me asegura que podré avanzar con algo, incluso aunque finalmente no me guste o lo descarte. No considero tiempo perdido a esa instancia de componer algo y que finalmente no llegue a la instancia de compartirla con mi grupo. Irá a un cajón de ideas abandonadas, que en algún momento puedan servir, o simplemente sirvió como ejercicio para entrenar un poco el músculo creativo.

 

-Hablanos de “Retratos de un tiempo” esta obra musical-literaria, ¿cómo se dio la pre producción?

-En el caso de esta obra, hay una vinculación muy cercana con la pandemia y la cuarentena. Casualmente un momento donde el tiempo se detuvo. El “afuera” dejó de existir en cierto modo, al menos como lo conocíamos. En mi caso personal me encontré con más tiempo disponible y paz mental, y eso colaboró muchísimo con la composición de la música y el desarrollo de los arreglos para el cuarteto.

Cuando volvió la chance de volver a ensayar en vivo con otros humanos convoqué a Demian, Nacho y Pato a que se conozcan y probemos esta música que había estado amasando. Cada quien aportó muchísimo en cada tema y también trajeron composiciones propias que no habían grabado nunca.

Después de varios ensayos, de tener un repertorio ya amplio y organizar algunos conciertos llegó el momento de planificar la grabación de este material. Esta música necesitaba que podamos tocar todos juntos, viéndonos a la cara en el mismo espacio los cuatro. Nosotros tocamos toda la música de memoria, eso nos da mucha libertad tanto en las improvisaciones, como en momentos que por algún motivo algún día podamos interpretar diferente. Por ese motivo llamé a Federico Nicolao para que nos recomiende algún espacio grande con un buen piano, y él nos sugirió (y nos grabó) en MAO Estudio. Luego la mezcla la realizó mi amigo Sebastián Cantisano, compañero de rutas desde hace varios proyectos que conoce el grupo y entendió perfecto el equilibrio que buscábamos entre un audio moderno y un audio sin demasiados procesamientos, y el mastering volvió a recibirlo Fede en quien confío siempre más que en mí mismo.

Luego en la etapa final nos acogieron desde El Club del Disco para publicar el álbum y Merodeo Ediciones para publicar el libro, actores claves de todo el proceso y necesarios para la circulación y difusión de la obra.

-¿Qué sucesos te inspiran?

-No soy un compositor muy inspirado, debo confesar. Como conté antes, me organizo el tiempo para asegurarme de tener momentos donde pueda sentarme con los elementos que necesito para crear. Con los textos fue algo similar, primero fui a buscar entre la infinidad de textos que tenía en cuadernos y carpetas de la computadora, para dialogar conmigo mismo. Luego me senté bastante a leer textos breves diversos que me recomendaron amigos y amigas. Y por último, en unos días en la playa que tuve la suerte de ir por trabajo, alternaba ratos de estudio de palillos con un pad de goma y escritura de algunos textos de “Retratos de un tiempo” mirando el mar. Finalmente tuve varios encuentros con Gabriela Rakovstky para revisar y repensar los textos. La escritura tiene algo más solitario que la música, todas mis composiciones las probamos con mi grupo, modificamos cosas, pudimos escucharlas. Necesité crear un espacio similar para poder avanzar y confiar en los textos que estaba escribiendo.


ROSARIO
Más noticias sobre este tema
Temas: Actualidad En Resumen Arte Música Teatro Rosario 
Mirador Provincial en

Además tenés que saber:


+ Noticias

Un bodrio en el sur: flojo empate de Colón

El 0 a 0 del elenco santafesino ante Deportivo Madryn definió lo muy poco que entregaron. Apenas una jugada de gol para cada uno, muchos pelotazos, casi nada de juego y un empate que los dos buscaron.

Presentan el libro "Voces de Rosario"

 El periodista y escritor Edgardo Pérez Castillo publicó su primer libro, Voces de Rosario que fue editado por la Editorial Homo Sapiens y será presentado el martes 11 de junio en la librería Homo Sapiens, Rosario.



Dejanos tu Comentario
Los comentarios realizados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Evitar comentarios ofensivos o que no respondan al tema abordado en la información.
En Portada / Santa Fe
En Portada / Entre Ríos