Rosario

Revelan detalles del horroroso doble crimen de calle Vera Mujica al 4800

El fiscal Alejandro Ferlazzo relató cómo fueron los hechos antes de imputar al principal sospechoso de los delitos de doble homicidio calificado, uno de ellos por el vínculo y por mediar un contexto de género; ensañamiento y alevosía. Quedó preso por el plazo de ley (al menos dos años).

 

25-01-2024 | 19:38 |

La casa donde ocurrió el parricidio.
Foto:Mirador

El Centro de Justicia Penal de Rosario fue escenario de un relato espeluznante, más cercano a los cuentos de terror que a la vida cotidiana. El fiscal Alejandro Ferlazzo dio detalles de lo sucedido en la madrugada del pasado 20 de enero en una vivienda ubicada en Vera Mujica al 4800, donde un hombre de 33 años asesinó a su madre y a la pareja de la mujer.

En el marco de una larga y pormenorizada exposición, el fiscal en turno de la Unidad de Homicidios Dolosos, dio detalles de lo que pareció ser un planeado plan ejecutado por el ex integrante de Prefectura, Mauricio Marionsini, de 33 años, en la vivienda que pertenecía a su madre, ubicada en la planta baja de un inmueble de dos plantes, de calle Vera Mujica, entre Fragata Sarmiento y Comodoro Rivadavia.

Según relató el fiscal, todo quedó filmado en las cámaras de seguridad ubicadas en el interior de la vivienda: Mauricio Marionsini esperó pacientemente que su madre cerrara el almacén que tenía y atendía, ubicado en una de las habitaciones de su casa. Él estaba sentado en el comedor de la vivienda y alrededor de las 3 AM, cuando su madre –identificada como Tamara Marionsini– apagó la luz del local comercial e ingresó en la habitación contigua, la atacó en forma imprevista con un cuchillo tipo carnicero, con mango blanco y hoja con filo y punta.

“Le asestó puñaladas en distintas partes del cuerpo, con intención de provocar su fallecimiento”, remarcó el fiscal. Con la mujer tendida en el piso, gravemente herida, el hombre fue corriendo al dormitorio ubicado a escasos metros del comedor, donde se encontraba durmiendo Silvio Martini, pareja de Tamara. “Allí lo apuñaló en momentos en que éste se encontraba indefenso, sobre la cama”, continuó relatando.

En la seguidilla de una demencial secuencia, Mauricio volvió al sector donde estaba tirada su madre y continuó apuñalándola con el arma blanca en distintas partes del cuerpo, y efectuándole golpes. Instantes después la arrastró desde la zona del almacén hasta el comedor, y la dejó en el piso. “Estaba herida pero todavía con signos vitales”, aclaró el fiscal.

“Seguidamente, volvió a dirigirse hacia Silvio Martini, que había logrado arrastrarse –herido– desde su cama hasta la zona del comedor y allí continuó apuñalándolo en distintas partes del cuerpo”, agregó.

“A continuación, aún con ambas víctimas con vida, tomó un elemento y se dirigió hacia su madre, realizando maniobras en la zona de rostro-cuello, logrando su fallecimiento. Luego, realizó la misma maniobra con Silvio Martini provocando su fallecimiento”, aseveró el fiscal.

El resultado de las autopsias determinó que Silvio Martini falleció por lesión vascular cervical y pulmonar izquierda grave por arma blanca, y Tamara Marionsini por lesión vascular cervical y pulmonar graves por arma blanca.

“Después de lograr el fallecimiento de su madre y de la pareja, tomó dinero de la caja registradora del almacén, lo contó arriba de la mesa del comedor y lo sustrajo”, mencionó Ferlazzo, quien contó además que también se llevó los teléfonos celulares de Tamara y de Silvio.

Con frialdad, fue a cambiarse de ropas en su casa, ubicada en la planta alta del inmueble, a la que se accedía por una escalera ubicada en el frente de la vivienda. Luego, bajó y comenzó con tareas de limpieza de sangre y ocultamiento de los cuerpos, ya sin vida. “Tomó dos bolsas de nylon negras (de las que se utilizan en construcciones), y trasladó a su madre al sector trasero del almacén. Respecto del cuerpo de Silvio Martini, lo ubicó encima de una de esas bolsas, y lo arrastró cruzando el patio trasero de la vivienda, sector donde existe un jardín y una pileta, y lo depositó en un cuarto allí existente”, comentó.

Siguió con las tareas de limpieza de sangre de todos los ambientes, e ingresó sábanas y ropa con sangre en el lavarropas ubicado en el patio de la vivienda. Dejó pasar un poco de tiempo y mandó mensajes a los empleados del almacén de su madre, haciéndose pasar por ella, diciéndoles que no vayan a abrir el negocio en la mañana del domingo.

Y las 18.50 aproximadamente, luego de un llamado a la central 911 por las sospechas que generaba la ausencia de Tamara Marionsini en el barrio (y que el almacén estaba cerrado), se hizo presente personal policial, que, con ayuda de una vecina, ingresó al domicilio y constató la presencia de los dos cuerpos sin vida.

Mauricio Marionsini no se había retirado todavía. Al ver llegar a los uniformados, se trepó por el tapial que da al sector trasero del domicilio de su madre, y se dio a la fuga por un pasillo que tiene salida a calle Comodoro Rivadavia.

Fue buscado desde ese momento e incluso se difundió su rostro y fisonomía por distintos medios de prensa. Finalmente, en la tarde del martes 23, la policía lo detuvo en una plazoleta ubicada a metros de la terminal de ómnibus, tras recibir un llamado telefónico de una persona que lo reconoció.


PRISIÓN PREVENTIVA


El fiscal dijo también que una de las hipótesis que se manejan como móvil del doble crimen estaría relacionada con problemas existentes desde hacía tiempo entre Tamara y su hijo, entre ellas amenazas, conflictos y hasta malos tratos hacia la pareja de la mujer, Silvio. “También tomamos conocimiento que la pareja se iba a casar en el mes de marzo, y que el hijo había manifestado su oposición”, mencionó Ferlazzo.

Tras la audiencia imputativa y las acusaciones y pruebas presentadas por el fiscal, el juez de primera instancia Rodrigo Santana dictó la prisión preventiva efectiva para Mauricio Marionsini por el plazo de ley (al menos dos años).

 


Temas: El mirador  Parricidio  Policiales 
Mirador Provincial en

Además tenés que saber:


+ Noticias

El brillo de la Noctiluca

 Vicky Lovell es una verdadera y genuina gestora cultural. En su larga trayectoria ha postergado su obra para dedicarle el tiempo al otro, a la crianza de sus tres hijos, a los alumnos de talleres literarios, a su gestión en festivales, publicaciones y revistas. Actualmente junto a Alejandra Méndez dirige el Centro Cultural Atlas. Aún así, publicó libros, participó en antologías, fue traducida a varios idiomas y la poesía es el eje central de su obra.

 La Liga San Martín va por su "Predio de Ezeiza"

Buscan hacerse de un campo deportivo de entrenamiento para los seleccionados masculinos y femeninos. Además, también servirá para los trabajos arbitrales. Una segunda etapa incluiría el desarrollo de un albergue para futbolistas.


En Portada / Santa Fe
En Portada / Entre Ríos
Autopsia psicológica fue determinante para llevar a juicio por jurados a acusado de femicidio

Graciela Retamar falleció por las graves quemaduras que sufrió la madrugada del 18 de marzo de 2015. En un principio se investigaba una muerte dudosa, puesto que su pareja y ahora acusado sostuvo que se suicidó. Sin embargo, la realización de una autopsia psicológica que se realizó en el entorno de la mujer arrojó evidencias de una relación desigual en contexto de violencia de género.

Paraná Autopsia psicológica fue determinante para llevar a juicio por jurados a acusado de femicidio