Sastre

Corazón de Maíz, un libro que late al compás de las infancias

Pim Pau, el trío argentino-brasileño de arte, música y educación para niños y adultos vinculados a la crianza, bajó uno de sus ritmos a la literatura para los más pequeños. “Lo entendemos como una relación de lo melódico y esta planta como una presencia latinoamericana”, explicó Lucho Milocco, uno de los integrantes del grupo que cerró un año inolvidable con más de 50 shows en Argentina, México, Uruguay, Chile y Cuba.
23-12-2022 | 10:59

+1

Foto: Gentileza.


23-12-2022 | 10:59
En medio de un breve descanso en su Sastre natal –cabecera del departamento San Martín– y tras un intenso 2022 repleto de giras nacionales e internacionales, producciones y escritos, Lucho Milocco, uno de los integrantes de Pim Pau celebró la reciente salida del flamante libro para la primera infancia denominado “Corazón de Maíz”. El material es el inicio de una saga que incluye un total de cuatro manuscritos y completará su colección a lo largo de 2023. “Lo entendemos como una relación de lo rítmico y esa planta como una presencia latinoamericana”, sostuvo el compositor en diálogo con este medio.

El trío que revoluciona los escenarios y hace explotar a niños y adultos en cada presentación abrió una nueva arista en su proyecto, una cuenta pendiente. Ya no sólo los shows y grabaciones de videos y discos ocupan su agenda. Los escritos literarios comenzaron a tomar fuerza en Pim Pau.




El nuevo material se trata del libro inicial pensado para la primera infancia – el anterior estaba direccionado a la comunidad educativa y a quienes acompañan a la crianza –. El contenido es el punto de partida de una colección denominada Pipoca y su nombre se debe a la canción del último disco que lleva esa misma denominación. En ese desafío, Pim Pau se encargó de transpolar lo auditivo al ámbito literario con ilustraciones de Mariana Roldán, ilustradora mexicana.

Corazón de Maíz es el primero de la saga de un total de cuatro obras que continuarán con sus próximas salidas el año próximo. Este paso inicial para la primera infancia llevó unos cuatro meses de trabajo hasta su impresión. “Debemos entender la importancia que tiene el maíz para Latinoamérica y la gran presencia en todo el territorio. En México está muy presente en la alimentación y en la filosofía de los pueblos originarios. Entonces trazamos la figura de este en todo el continente de la misma manera del latido del corazón como un ritmo. Desde el blus en Estados Unidos, pasando por la salsa en Cuba, hasta la chacarera, las bagualas y el samba en Brasil. Ese latir, ese resonar que atraviesa toda la región”, reveló Milocco al ser consultado por la impronta del escrito.

Selección, adaptación e intercambio

El trabajo de bajar lo rítmico a lo editorial no se trata de una tarea sencilla. Y desde Pim Pau entendieron la lógica de una serie de pasos para cumplir con el objetivo. Se trata de un proceso inicial de selección de los temas musicales que deben transformarse en escrito. “Pensamos canciones que puedan tener alguna relación o puedan ser contadas para ese grupo etario de la primera infancia. Aquellas que tengan algún juego, alguna historia detrás”, explicó uno de los integrantes del grupo.

Así, y tras ese paso, se sumó a un equipo de la ciudad de Pergamino –Umacapiruá– con experiencia en edición para adaptar la canción a un libro. “Luego de eso viene un paso fundamental que es la ilustración, algo clave porque también cuenta algo. Dependiendo de eso, la historia es una u otra. Entonces de acuerdo a la narrativa hay mucho intercambio con los ilustradores. Nosotros contamos hacia donde queremos ir y después damos la libertad para que creen y propongan algo que a veces escapa a lo que uno piensa. Imaginemos que este tipo de material está direccionado a los chicos y la imagen es muy importante. No se trata de un escrito literario para un adulto”, sostuvo Milocco.

El libro fue confeccionado en cartoné, un material algo tosco y poco delicado para que lo niños no lo rompan con facilidad. “Esto ya nos da una pauta de la edad que va a estar dialogando con ese contenido”.

Para el grupo infantil, las aristas literarias eran una cuenta pendiente. Ahora, con las dos líneas cubiertas – selección para acompañantes de crianza y la actual destinada a la primera infancia – la tarea va cumpliendo su fase. “Hubo algo que nos fue conduciendo de una parte orgánica. En el primero de los casos la pandemia nos dio el tiempo necesario para sentarnos a escribir, corregir, editar. Hay que tener en cuenta que se trata de un material para adultos que requiere mucho texto. Ya para esta última se dio todo más fluído, sintético, porque las canciones las teníamos y había que hacer una selección. Además muchas canciones están pensadas para lo visual”, subrayó.

La dinámica grupal para la confección de los diferentes materiales no encuentra una forma lineal, sino más bien va fluctuando su movimiento. “A veces alguno propone algo desde lo visual y va avanzando. Por lo general, esas cosas las hace Cassio – integrante de Pim Pau de origen brasileño – que tiene una formación en esa fase. Pero siempre hay mucho intercambio de ideas en lo creativo. En la cuestión puntual de los libros existe mucho ida y vuelta con las chicas de la editorial y los ilustradores”.

Entre la pluma y los escenarios

La fase literaria fue incorporar una nueva fase para un trío que, de por sí, ya venía con un trajín de espectáculos en el país y que incluyó en este 2022 presentaciones de Cuba, Chile, Uruguay y México, superando los 50 show en el año. Así, a la intensa agenda le sumaron reuniones para articular la pluma y los escenarios. Es que se trata de enlazar una agenda de compromisos en un calendario tomado por la necesidad de giras, la producción de videos, discos y viajes. “Cuando salimos al exterior son muchos días de intensidad que incluyen el regreso y el cansancio que eso significa. Incluso acá, ir a Córdoba demanda 5 jornadas entre estadía, presentaciones y vuelta. Uno piensa el show por lo que ve en el escenario, pero son largas horas enérgicas”.

Que es Pim Pau

Pim Pau se trata de un proyecto argentino-brasileño de arte, música y educación para niños y adultos vinculados a la crianza. La identidad lúdica atraviesa sus shows en vivo, videos y formaciones pedagógicas. Está formado por Cássio Carvalho (Sao Paulo, Brasil), Lucho Milocco (Sastre, Santa Fe) y Eva Harvez (Castelar, Buenos Aires).



CULTURA
Más noticias sobre este tema
Temas: Actualidad Cultura 
Mirador Provincial en

Además tenés que saber:


+ Noticias



Dejanos tu Comentario
Los comentarios realizados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Evitar comentarios ofensivos o que no respondan al tema abordado en la información.
En Portada / Santa Fe
En Portada / Entre Ríos